¿Cómo supe que era ella? #DiaDelAmor #CubaViva #LaMalaPalabra

Por Félix Edmundo Díaz @feddefe1917

No existía Internet, mi hermano me habló de ella, que era muy bonita, inteligente y estaba sola (combinación peligrosa); igual imagino que me habría descrito favorablemente (cosas de hermanos), pues fui invitado a una salida familiar, algo así como «una cita a ciegas»… un sábado de finales de octubre de 1987.

No bailamos, yo era tremendo «patón» (aún lo soy), hablamos toda la noche, era difícil dejar de mirar su rostro y los negros mechones que, cual cortinas, ella descorría para lucir sus ojos verdes y atraparme en el embeleso.

Llegué a la casa y mi hermano me lanzó un ¿no te dije que era muy bonita? Solo atiné a responderle: muy bonita no, lindísima; él siguió con ¿quedaron en verse?, le dije no y tampoco le pedí el teléfono, te puedo averiguar el número de la casa – dijo él -, y yo le contesté: no voy a llamarla a la casa, ya lo resolveré.

El lunes llegué a la oficina, tomé una guía telefónica, busqué su empresa (dato obtenido en la cita) y llamé al número de su directora, a quien, con mucha amabilidad, le solicité le dijera que llamara Félix Edmundo para un «asunto oficial» y le di mi número.

Soy abogado y sé que de haber dicho «asunto personal», la habría ofendido por usarla de recadera, si hubiera empleado «asunto legal», quizá, se asustaba o comenzaba a tratar con recelo a su trabajadora, de ahí la elección por «asunto oficial» que implicaba seriedad y premura… 15 minutos después estábamos hablando y riéndonos cuando me contó de la cara circunspecta de su directora al darle el recado.

A partir de ahí, hablábamos todos los días y tuvimos un par de salidas hasta que, el 5 de diciembre de ese año, decidimos iniciar nuestra relación.

¿Cómo supe que era ella?

Porque al día siguiente, durante una salida, le dije: nos casamos en Enero… y la pregunta-afirmación flotó unos segundos antes de que ella «me propusiera» hacerlo en Julio, por lo que ejerciendo ese derecho divino que tenemos los hombres de decir la última palabra, sentencié: como tú quieras.

Nos casamos en la fecha acordada, tuvimos una magnífica luna de miel, que repetimos a los dos meses, antes que 14000 kilómetros nos separan físicamente y solo sus cartas con su perfume lograran «desgorrionarme».

¿Cómo supe que era ella?

Porque me dio dos hijos que son nuestra locura y ahora tenemos un nieto que es la locura de todos, y nos amamos como hace más de 30 años… y un poco más.

¿Cómo supe que era ella?

Porque, sencillamente, sabía que era ella… aun antes de conocernos.

*Editor de La Mala Palabra

2 comentarios en “¿Cómo supe que era ella? #DiaDelAmor #CubaViva #LaMalaPalabra

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s